El presidente manchego cuestiona que el “nacionalismo catalán” pretenda “refundarse”

Fórum Europa con Emiliano García-Page

El presidente manchego cuestiona que el “nacionalismo catalán” pretenda “refundarse”

Patrocinado por BT, Asisa y Red Eléctrica de España

MADRID, 25 de noviembre. El presidente de Castilla-La Mancha y líder de los socialistas manchegos, Emiliano García-Page, afirmó este miércoles en el Fórum Europa que, “por primera vez, la clase política catalana está bastante peor que la española” y celebró que el “nacionalismo catalán” actual quiera “refundarse” pero cuestionó que lo vaya a hacer “quien se lo ha cargado”.

Así se pronunció el dirigente socialista, durante su participación en el acto informativo organizado en Madrid por Nueva Economía Fórum, cuando se le preguntó por la situación en Cataluña y por la capacidad de Artur Mas y de los sectores más independentistas de partidos como Convergència de refundar el nacionalismo catalán.

”Por primera vez la clase política catalana está bastante peor que la española”, lo que, a su juicio, “se podría celebrar en bajito”, pero que en realidad es “grave” porque el conjunto de España se ha quedado “sin nadie al otro lado del teléfono” en esta comunidad, reconoció Page.

En este capítulo, el presidente manchego denunció que “está bien aplicar la ley, no está bien retorcerla”, ante las nuevas condiciones impuestas por el Gobierno a Cataluña para acceder al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA).

Por otra parte, el dirigente socialista consideró “una contradicción en sus propios términos” que los independentistas catalanes de partidos como CDC y ERC hayan presentado candidaturas para las elecciones generales del 20 de diciembre cuando quieren romper con la Constitución Española.

A este respecto, les avisó que para obtener el acta de diputado hay que acatar la Constitución y que “si entran en las reglas del juego es para cumplirlas y no para aprovecharlas a su antojo”.

REFORMA CONSTITUCIÓN Y COMPETENCIAS CCAA
García-Page se mostró partidario de reformar la Constitución pero “no partir de cero” porque no hay una Carta Magna “alternativa” y la actual ha dado lo “mejor” para España “sin discusión” y es “muy buena en cuanto no tengamos otra”.

Con estas premisas indicó que antes de abrir el debate, hay que ponerse de acuerdo en lo que se quiere tratar que, a su juicio, pasa más por “incluir” asuntos sociales ya que será “muy difícil borrar” cuestiones que nacieron de acuerdos de 1978, entre las que citó el cupo vasco.

Además, García-Page señaló que hay que ahondar en el modelo federal, más en el “fondo” que en “forma” y recomendó no quedarse en la discusión en debates nominalistas.

En esta cuestión, también dejó clara su postura de que había que reformular las competencias del Estado en favor de CCAA y de Ayuntamientos, sobre todo desde el punto de vista financiero. “No le va a quedar más remedio que renunciar a una parte del 55% que administra en favor de comunidades y ayuntamientos porque ninguno va a renunciar a lo que tiene”, agregó tras apostar por “armonizar” las competencias.

.

Evento relacionado