Artur Mas en el Fórum Europa

Planteará su "pacto fiscal"gane quien gane las elecciones

Patrocinado por             

MADRID, 28 de marzo. El presidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas, aseguró hoy en el Fórum Europa que planteará un pacto fiscal, "en la línea" del concierto económico vasco, "gane quien gane las elecciones" y "como una condición imprescindible para la participación estable de CiU en el Gobierno" de España.

En el encuentro informativo, organizado en Madrid por Nueva Economía Fórum, Mas afirmó que para ello “tiene que darse máximo consenso político y social”, porque “Cataluña tiene que estar lo más unida posible en esa reivindicación”, y criticó que existan ayuntamientos que recauden mayor porcentaje de sus ingresos que las comunidades autónomas sobre los suyos.

Según Mas, este pacto “irá en la línea del concierto económico, aunque no es exactamente lo mismo”, y remarcó que se trata de una reivindicación que “nunca plantearemos desde la amenaza, sino desde la razón”, aunque consideró “urgente” que se entienda que el déficit con el Estado que tiene Cataluña equivale “al 9% de nuestro PIB”, algo que “no es perdurable”.

Para que se atienda esta propuesta, Mas consideró también necesario que se de “una aritmética parlamentaria favorable”, pero, recalcó, “lo pondremos encima de la mesa igualmente, gane quien gane las elecciones”, y “como condición imprescindible para la participación estable de CiU en el Gobierno”.

PLAN DE AHORRO

En su primera comparecencia en Madrid como presidente de la Generalitat y transcurridos 90 días desde que llegó al Gobierno catalán, Mas se refirió al plan de ajuste y ahorro impulsado por su Ejecutivo con el objetivo de controlar el gasto y reducirlo sin aumentar los impuestos, más bien al contrario, ya que destacó que en Cataluña se va a reducir el Impuesto de Sociedades.

“Nuestra receta es reducir el presupuesto, aumentar el ahorro y ajustar las finanzas públicas”, aseveró el presidente catalán.

Este plan de ajuste, según explicó, supondrá un ahorro de entre 2.500 y 3.000 millones de euros en el primer año, lo que supone un 10% del presupuesto operativo de la Generalitat. Se trata, dijo, de un ajuste “duro”, “exigente” y “sin precedentes en el conjunto del Estado”.

“Tenemos un tumor, pero lo vamos a controlar, evitar metástasis, y vamos a quedar limpios”, afirmó. En este sentido, destacó la responsabilidad de la sociedad catalana, lo que, puntualizó, “es un signo de madurez y confianza”.

SISTEMA FINANCIERO

Mas se refirió también a la labor de estabilización y saneamiento del sistema financiero realizada por su Ejecutivo y explicó que Cataluña ha pasado de 10 a tres cajas de ahorros en el último año y medio.

Asimismo, aseguró que “para ayudar a relanzar la economía” su Gobierno se centrará en fomentar la agilidad de la Administración, con una ley marco para descomprimir la normativa catalana en esta línea, y en potenciar la formación profesional con una apuesta de política industrial exportadora.

Además, señaló como apuesta de futuro la gestión de infraestructuras como el Corredor del Mediterráneo y los aeropuertos. En esta línea, se mostró de acuerdo con la privatización de El Prat “siempre que la sociedad que controle esa concesión sea mixta y las instituciones catalanas tengan gran peso”.

Entre otras prioridades de su Gobierno, Artur Mas apostó también por la aprobación de un Plan Energético 2012-2020, que apueste pos las renovables y un marco de flexibilidad para las pymes, “porque son quienes tienen capacidad de crear puestos de trabajo”.

Sobre fiscalidad, la Generalitat “intentará convencer al Gobierno en que los tipos reducidos del Impuesto de Sociedades se puedan aplicar a más empresas y que se haga un planteamiento serio de su reducción en España”.

Evento relacionado: 

Galería