El secretario de estado para Asuntos Europeos del Reino Unido en el Fórum Europa

Jim Murphy apuesta por la política española de inmigración y aboga por extenderla a toda la Unión Europea

Patrocinio de

MADRID, 23 de abril. El secretario de Estado británico para Europa, Jim Murphy, dijo hoy que Europa debe aprender de la política migratoria que aplica España y elevarla a nivel comunitario. Durante su participación en el Fórum Europa, organizado por Nueva Economía Fórum, Murphy señaló que España es el "único" país del que deben "aprender" el resto de los socios comunitarios a la hora de abordar las políticas migratorias.

Apuntó que es "importante" la experiencia que posee España en este tema y que debería ser exportada a toda la Unión para hacer frente a la inmigración ilegal.

En este campo, dijo, hay que dedicar más esfuerzo, medidas, y más dinero; ofrecer ayuda al desarrollo y al mismo tiempo desarrollar mercados en esos países de origen. Reconoció que no se puede tener política migratoria "unánime en todos los aspectos de la UE" pero sí una línea general.

CAMBIO CLIMÁTICO

En su discurso, el político británico destacó la importancia de adoptar políticas por el cambio climático en busca de objetivos conjuntos y apuntó que éste sería el "símbolo más claro de como Europa puede redefinirse en el contexto mundial". Se trata del reto estratégico más importante para las economías y el futuro de los ciudadanos, agregó.

Murphy señaló que "el mundo tiene que darse cuenta que no se puede seguir actuando como hasta ahora, no es una opción, supone acabar con la prosperidad del mundo y los más pobres serán los más afectados. Es inaceptable, seguir así, desde el punto de vista económico y moral", añadió.

A su juicio, la solución pasa por la trasformación de las economías naciones e internacionales, las emisiones de carbono deben salir del sector energético, dijo, antes del 2050. Debe darse, insistió, un cambio "profundo y radical" en las economías y en cómo vivimos.

CONVERSACIONES SOBRE GIBRALTAR

Por último, sobre la situación de Gibraltar, tema que tratará en un encuentro privado con su homólogo español, Diego López Garrido, dijo que hay un "deseo mutuo" de que las conversaciones tengan éxito, por ello siguen "en curso y continuarán" entre los tres actores implicados.

Murphy fue presentado en su intervención por López Garrido, quien remarcó que no parece que esta vez la ratificación del Tratado de Lisboa en el debate parlamentario británico sea "fuente de preocupación".

El secretario español apuntó que durante la Presidencia europea que España asumirá en 2010, Reino Unido será un apoyo relevante para que la "aventura europea siga avanzando".

Sobre la ratificación del Tratado de Lisboa en el Reino Unido, Murphy dijo que es "optimista" y que, en esta ocasión, será aprobado, a diferencia de lo que sucedió con la Carta Constitucional.

A su juicio, si el texto no fuera refrendado, demostraría la debilidad de Europa y se perdería importante peso a nivel mundial porque reflejaría debilidad en la estructura interna propia de la UE.

Evento relacionado: