Fórum Europa con don Unai Sordo, Secretario General de CCOO

Sordo pide subir el SMI a 1.000 euros y no ve “pistas” de que el Gobierno no vaya a cumplir con la “senda” comprometida

Mecenas   

MADRID, 14 de diciembre. El secretario general de Comisiones Obreras (CCOO), Unai Sordo, aseguró en el Fórum Europa que no tiene “pistas” de que el Gobierno no vaya a cumplir con la “senda” comprometida de elevar el salario mínimo interprofesional (SMI) hasta el 60% del salario medio en España antes del final de la legislatura, lo que, en su opinión, “implica” que en el próximo incremento el SMI alcance los 1.000 euros por 14 pagas.

Así lo defendió el secretario general de CCOO durante su intervención en un desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum, en el que la presentación de Sordo corrió a cargo del presidente del Consejo Económico y Social (CES), Antón Costas.
 
Preguntado por la subida prevista del SMI para el año 2022, Sordo dijo que “está pautado que hay que recurrir a una breve consulta con los agentes sociales que puede abrir un escenario de negociación”, aunque incidió en que no tiene “ninguna pista” de que el Gobierno no vaya a cumplir con su compromiso de incrementar el SMI hasta el 60% del salario medio en España.
 
A juicio del líder sindical, este indicador, que ahora se sitúa en los 965 euros por 14 pagas, es fundamental para mejorar las “condiciones de vida” de las personas que reciben una menor retribución económica por su actividad laboral.
 
INFLACIÓN
 
Por otra parte, en cuanto a la inflación actual, que se sitúa en el 5,6%, Sordo afirmó que se trata de “un episodio coyuntural, pero no va a ser tan corto como se preveía”, especialmente en lo referido a los precios de la energía.
 
En cambio, auguró que los cortes o cuellos de botella en las cadenas de suministro se resolverá “en los próximos trimestres”, un hecho que “incidirá a la baja” en el índice de precios al consumo (IPC).
 
Además, para no “generar una espiral inflacionista”, el secretario general de CCOO apostó por “desatascar la negociación colectiva” y “tratar de pactar incrementos salariales a dos y tres años que garanticen salarios y se salgan de la tenaza de la inflación”.
 
PAROS EN EL TRANSPORTE
 
En cuanto a los paros convocados en vísperas de la Navidad por el sector del transporte, Sordo señaló que hay “dos vertientes muy distintas”, ya que por un lado se encuentra el “paro patronal” y, por otro, una movilización que está relacionada con “las condiciones de los asalariados” del sector, puesto que “hay una reivindicación de los trabajadores respecto a sus empresas”.
 
En su opinión, la subida del precio de los carburantes hace que, como es un sector que “tiene dificultades para repercutir” la subida de precios, se producen “cuellos de botella que resuelven mediante un llamamiento a la movilización, supongo que para la vía de que el estado vaya asumiendo los costes diferenciales”. “Pero el problema es un poco más complejo y tanto en el sector del transporte como en el campo hay serias deficiencias”, concluyó Sordo.
 
En relación con la industria del automóvil, Sordo indicó, sobre el anuncio de la compañía china Great Wall Motor de no ocupar el espacio que Nissan abandonará en la Zona Franca de Barcelona, que “estamos en un momento cumbre para dar salida a algún proyecto de inversión y algún proyecto industrial”.
 
El secretario general de CCOO, que negó que esta decisión del gigante chino tenga que ver con el ‘procés’ independentista en Cataluña, hizo hincapié en la importancia de que en los próximos días se garantice “un proyecto industrial en la planta”.
 
Por otra parte, Unai Sordo se refirió a la movilización convocada para este jueves por su sindicato junto a UGT con el fin de reclamar “el desbloqueo de la negociación colectiva”, donde también se denunciará que las propuestas de algunas patronales en la renovación de determinados convenios sectoriales “son prácticamente de congelación salarial”.
 
“Queremos dar una dimensión global para exigir que haya un desbloqueo de la negociación colectiva”, insistió Sordo, quien exigió que “se recuperen los salarios y que en uno, dos o tres años se garantice una recuperación” del poder adquisitivo de los trabajadores.
 

Evento relacionado: