La presidenta del Partido Popular de Catalunya en la tribuna del Fórum Europa en Barcelona

Sánchez-Camacho pide mano dura para quienes transgredan la legalidad

Patrocinado por Assistència Sanitària, Red Eléctrica de España y Renfe AVE

BARCELONA, 12 de febrero. La presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, aseguró hoy que cree en el prestigio y en la necesidad de la clase política e insistió en que "si algún miembro del Partido Popular ha transgredido la legalidad, no debe formar parte de este partido ni de ningún otro". Durante su participación en el 'FÓRUM EUROPA. Tribuna Catalunya', organizado en Barcelona por Nueva Economía Fórum, Sánchez-Camacho consideró sorprendente que la investigación del juez Baltasar Garzón salga a la luz pública ahora, a las puertas de las campañas electorales del País Vasco y de Galicia.

Ante los escándalos de corrupción que salpican al PP, la presidenta de los populares catalanes defendió que “todo el peso de la ley recaiga sobre los que sobrepasan la legalidad, de forma implacable”.

Recordó que de las 37 personas imputadas, dos tenían responsabilidades dentro del Partido Popular, y “las han dejado de forma inmediata a instancias del mismo partido, que ha abierto una investigación; el resto no tienen que ver con el Partido Popular”.

En referencia a la sociedad Special Events, dirigida por uno de los detenidos, Francisco Correa, y que prestó servicios en actos del PP, afirmó que “si esta empresa después blanquea dinero o hace tráfico de influencia con algunas administraciones, aquí no tiene nada que ver el PP”.

Sánchez-Camacho se remitió a las explicaciones del presidente nacional de los populares, Mariano Rajoy, y afirmó que “el PP no ha recibido ni un euro de ninguna de las personas que están imputadas”. “Tenemos la transparencia de nuestras cuentas, en el Tribunal de Cuentas, a disposición de todos los que las quieran conocer”.

Sobre la trama de los espías en la Comunidad de Madrid, manifestó que “lo que se tiene son informaciones periodísticas, y lo que hemos oído del fiscal anticorrupción de la Comunidad de Madrid es que no hay ninguna responsabilidad penal ni ningún indicio delictivo. La bola se puede hacer muy grande en los medios de comunicación, pero hay que ver si se ha transgredido la legalidad”.

Evento relacionado: 

Galería