Debate entre portavoces en el Fórum Europa

López Garrido: "se ha acabado el mito de que la izquierda reparte mejor pero no gestiona bien"

Con el patrocinio de BT, Asisa y Red Eléctrica de España

MADRID, 29 de enero. El portavoz del PSOE en el Congreso de los Diputados, Diego López Garrido, aseguró hoy que en esta legislatura ha quedado desmentido "el mito de que la izquierda reparte mejor pero no gestiona bien", mientras que su homólogo del PP, Eduardo Zaplana, tachó de "productos de marketing" algunas de las grandes leyes sociales que el Gobierno expone como grandes logros. Los dos protagonizaron un debate en el Fórum Europa, organizado por Nueva Economía Fórum, con un bloque específico dedicado a las políticas sociales.

López Garrido reiteró la "extensión de derechos" como uno de los grandes ejes de la legislatura y una de las principales líneas programáticas del PSOE para la próxima legislatura.

Para Zaplana, es "un gran error" presuponer que la izquierda tiene una mayor sensibilidad social, porque en el caso del PSOE algunas de las leyes aprobadas han sido sólo "productos de marketing".

Como ejemplo señaló la ley de atención a la dependencia, respaldada por el PP pero de la que este partido denuncia las carencias en la aplicación. Hay tres millones de potenciales beneficiarios, dijo, pero sólo 3.500 han recibido de momento las ayudas comprometidas.

En lo que se refiere a la ley integral contra la violencia de género, "el resultado es dramático y ahora es difícil culpar a la insensibilidad de la derecha", dijo Zaplana.

En este capítulo, López Garrido reconoció que "no estamos acertando, no somos capaces entre todos de afrontar con éxito" lo que supone la violencia contra las mujeres, y abogó por poner los medios para enfocarlo como "proyecto de país".

Los dos subrayaron las medidas concretas puestas en marcha durante las últimas legislaturas, ahora por el PSOE y antes por el PP. La conclusión de López Garrido es que nunca antes se habían extendido derechos de forma igual, y la de Zaplana que hay mucho "marketing".

La atención a la dependencia "no llega", denunció, la ley de violencia de género tiene errores de planteamiento y aplicación, la igualdad entre hombres y mujeres "no es cuestión de cuotas sino de igualdad de oportunidades", y con la familia se han limitado, aseguró, a "atacar a lo que llaman familia tradicional".

López Garrido replicó que la subida del salario mínimo, el aumento de becas, o las ayudas al alquiler de vivienda y el crecimiento de las protegidas, y por supuesto los 2.500 euros por hijo, son ayudas muy concretas a las familias de todo tipo.

La inmigración mereció capítulo específico. López Garrido subrayó que en 2004 había 700.000 inmigrantes en situación irregular a los que se optó por legalizar y que han contribuido de forma "decisiva" al crecimiento económico de la legislatura.

Los métodos del PP aplicados en la anterior legislación fueron declarados inconstitucionales porque no han comprendido, sentenció, que hay derechos inherentes a la persona, independientemente de su situación legal o administrativa.

Zaplana replicó que, según CCOO, ahora son un millón los inmigrantes en situación irregular en España, y sintetizó la política del Gobierno como una "improvisación permanente y golpes de efecto".

En todo caso, sentenció, las políticas sociales han sido "un valor emblemático" de la legislatura y lo seguirán siendo de la próxima si el PSOE gana las elecciones.

Evento relacionado: 

Galería