LA MINISTRA DE ASUNTOS EXTERIORES EN NEF ONLINE

González Laya aboga por una coalición de países de renta media que incite a los organismos financieros a volcarse en su recuperación económica

Mecenas Asisa y Cabify y socio tecnológico Microsoft

29 abril 2020. La ministra de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Arancha González Laya, apostó en ‘NEF Online’ por una coalición de países de renta media que sea capaz de presentar “propuesta innovadoras” a los organismos financieros internacionales para que se vuelquen en su recuperación económica tras la pandemia del coronavirus.

Lo hizo en un encuentro telemático organizado por Nueva Economía Fórum, en el que, invitada por los anfitriones, participó junto a la protagonista del mismo, la secretaria general iberoamericana, Rebeca Grynspan.
 
La jefa de la diplomacia española apostó por un diálogo entre España y los países de América Latina que sea útil para intercambiar experiencias y, de este modo, afrontar con mayor eficiencia la pandemia del coronavirus.
 
También se refirió a la situación económica en la que podrían quedar los países latinoamericanos tras el paso de la pandemia. Lo hizo para subrayar que requerirán financiación y acceso a liquidez, en la línea de los estados “más frágiles”, para los que las instituciones internacionales ya han tomado medidas de alivio como moratorias en el pago de sus deudas.
 
Por esa razón, demandó que los países de renta media, entre los que se incluyen los de América Latina, conformen una coalición susceptible de proporcionar “propuestas innovadoras” a los organismos financieros internacionales para que se involucren en su recuperación económica.
 
Por otro lado, confirmó que, según disminuye el impacto de la pandemia en España, aumentará la capacidad del país para compartir recursos sanitarios y económicos con los estados latinoamericanos frente al Covid-19.
 
Por último, confesó que le preocupa que esta crisis de salud pública aumente las desigualdades económicas y sociales y que en la recuperación haya una suerte de obsesión por el “crecimiento, crecimiento y crecimiento” que haga olvidar la lucha contra el cambio climático.
 
“Es hora de transformar nuestro sistema económico para apostar por un crecimiento más sostenible, lo que pasa por la descarbonización de nuestras economías”, concluyó.