NEF Online con don Luis Garicano, Portavoz de Ciudadanos en el Parlamento Europeo

Garicano denuncia el "voluntarismo sin orientación" del Gobierno ante la inmigración

Mecenas     socio tecnológico Microsoft   

26 de noviembre de 2020. El portavoz de Ciudadanos en el Parlamento Europeo, Luis Garicano, denunció en ‘NEF Online’ lo que considera “voluntarismo sin orientación” por parte del Gobierno español en la gestión de la crisis migratoria que se vive sobre todo en Canarias.

En el encuentro informativo telemático organizado por Nueva Economía Fórum, Garicano aseguró que el principio general de su partido ante cualquier disyuntiva es el cumplimiento de la ley y la defensa del Estado de Derecho. Desde esa premisa, aseguró que la legislación internacional establece el derecho a refugio de las personas perseguidas, pero no el de los inmigrantes ilegales a “saltarse la ley”.

Por tanto, sentenció, las personas que llegan a un país perseguidas por sus países de origen y que temen por su vida o su libertad por cualquier motivo de los estipulados en la legislación internacional, tienen derecho a ser acogidos, pero los que simplemente se han saltado la ley deben ser devueltos.

En esos casos, alertó, es necesario asegurar la agilidad administrativa para gestionar los procedimientos y las decisiones correspondientes en los plazos establecidos por la Unión Europea.

En vez del “voluntarismo sin orientación” que aprecia en la gestión del Gobierno, con una política exterior “dirigida por Iglesias a base de declaraciones un poco ocurrentes”, Garicano juzgó necesario “hablar con los países de origen” y asegurar que esos procedimientos se articulan “de manera ágil”.

"MÁXIMA EXPRESIÓN DE UN FRACASO"

La también eurodiputada de Ciudadanos y exsecretaria de Estado de Cooperación Internacional con el Gobierno presidido por José Luis Rodríguez Zapatero, Soraya Rodríguez, alertó de que lo que está sucediendo en varios puntos del sur de la Unión Europea, entre ellos Canarias, es “la máxima expresión del fracaso” de la política europea de inmigración”.

Eso es necesario “aceptarlo y afrontarlo”, aseguró, reconociendo cierta “pena” ante la evidencia de que no hay capacidad de afrontar esa política con un enfoque europeo. No se puede avanzar en la construcción de un espacio propio, alertó, sin asumir que las fronteras exteriores de la Unión Europea son comunes a todos los Estados miembros.

Defendió por ello una política “verdaderamente común, que se corresponsabilice”, y que no se sustente únicamente en proporcionar fondos para construir campamentos como el de Lesbos, en Grecia. Reconoció, en ese sentido, que tiene “muchísimo miedo” a que Canarias se convierta en un “Lesbos dos”, algo que “no podremos afrontar” y que es un problema “de todos”.

Soraya Rodríguez alertó de que “no existen” soluciones fáciles a problemas complejos, y que lo peor que se puede hacer ante el problema de la inmigración es “populismo”. Denunció por ello que el Gobierno “debía haber previsto esta situación”, porque los flujos se van moviendo por el Mediterráneo y ahora se dirigen sobre todo a Canarias como antes se dirigieron a otros puntos.

“Visitas rápidas de ministros” a Canarias o a países de origen “para buscar una foto” no son la solución, aseguró, sino que son más bien “el camino que aparta” esa solución. Cuando se trabaja bien, explicó, es cuando el ministro se hace la foto después de mucho trabajo “silente y serio”.

Sin embargo, lamentó, el Gobierno “ha empezado por una gran foto tarde”, y ahora “va a costar mucho” hacer ese trabajo necesario con los países de origen y con la propia Unión Europea, una labor que debería llevar tiempo desarrollándose, mucho antes de la situación de “emergencia” que vive ahora Canarias.