Fórum Europa con el presidente de CEPYME

Garamendi reivindica la “generación debemos” frente a “experimentos” como Podemos

Patrocinado por Red Eléctrica de España, BT y Asisa

MADRID, 17 de marzo. El presidente de Cepyme y vicepresidente de CEOE, Antonio Garamendi, reivindicó este martes en el Fórum Europa la “generación debemos” de los años de la transición, que entendió “cuál era su deber y se puso a trabajar” frente a “experimentos” como Podemos.

Así lo señaló durante su intervención en el acto informativo, organizado en Madrid por Nueva Economía Fórum, en el que insistió que los empresarios demandan “estabilidad” y “responsabilidad”.

En esta línea, reprobó los “experimentos con gaseosa” a pesar de que en su opinión todas las opciones políticas son “legítimas”, siempre y cuando se realicen “propuestas serias” y “se haga poca demagogia”.

Garamendi defendió que “se han hecho muchas cosas bien” en los últimos años, por lo que advirtió de que se podría llegar a “echar por la borda” lo conseguido ante la llegada de opciones políticas como las de Podemos.

En el inicio de su intervención Garamendi reivindicó la “generación debemos” de los años de la transición, cuyos ciudadanos “entendieron cuál era su deber y se pusieron a trabajar” con el fin de modernizar y “homologar” a España.

“Fue un momento de aglutinar para conseguir la mayor época de prosperidad que ha disfrutado España en siglos”, apuntó Garamendi, quien valoró que supo crear “casi de la nada” una sociedad civil. Esta estructura es la que “ha permitido canalizar la sociedad e intereses en una sociedad del bienestar”, por lo que consideró que actualmente “necesitamos la estabilidad más que nunca”.

Preguntado por la propuesta del contrato único de Ciudadanos, Garamendi dijo verlo “bastante complicado” puesto que en “la realidad cuando vas al día a día de los empresarios” es que este contrato es “de imposible aplicación”.

“Nos tendrán que explicar, igual es un contrato único muy variado porque si no, no se puede entender”, manifestó.

Por otra parte, Garamendi defendió, ante la presencia de la ministra de Empleo, Fátima Báñez, su condición de “empresario y no emprendedor”, ya que “cuando empezamos a denominar las cosas porque nos da complejo decir lo que somos cometemos errores”. “En cualquier país europeo los empresarios se sienten orgullosos de serlo” mientras que en España “parece que da vergüenza que los empresarios ganen dinero” cuando “también están para ello”.

Evento relacionado: 

Galería