La ministra de Agricultura en el Foro de la Nueva Economía

Espinosa acusa al PP de sembrar el "desánimo" con el fin de frenar el desarrollo económico de España

Colaboran

ORENSE, 26 de febrero. La ministra de Agricultura, Pesca y Alimentación, Elena Espinosa, acusó hoy al PP de "pretender impregnar", con "ese espíritu catastrofista" sobre el estado de la economía española, "el desánimo para que dejemos de consumir e invertir, y así frenar la economía". En su intervención en el Foro de la Nueva Economía, organizado en Orense por Nueva Economía Fórum, Espinosa criticó la estrategia del PP, fundada "en el miedo y el catastrofismo, borrando de la memoria la colaboración". A su juicio, esta forma de hacer política es "preocupante" porque "desde el dramatismo no se actúa".

Agregó que el PP "está socavando los principios democráticos", hasta el punto de criticar hasta la solvencia de "nuestro sistema financiero", afirmación que, advirtió, "no debilita a un gobierno, sino a un Estado que hemos construido entre todos".

Espinosa centró su discurso en la situación socioeconómica española y afirmó que, al respecto, el Gobierno está "satisfecho" con la política realizada durante esta legislatura.

En este contexto, denunció la postura que sostiene el PP, porque, dijo, "cuando se habla de confianza quizás convenga añadir que en el mundo actual la confianza se convierte en el elemento capital y social, la piedra angular más importante de la que disponemos".

Por ello, se mostró contrariada con la actitud "catastrofista" de los populares. "Es sorprendente que ahora algunos traten de alarmar con la actual coyuntura económica cuando no hace mucho aludían a una excepcional situación de la economía que, comparadas cifra a cifra, era claramente inferior a la actual".

"¿Cómo pueden sostener que estamos ante una recesión?", se preguntó. A su juicio, las cifras "son contundentes", y recordó a Mariano Rajoy, que en el "cara a cara" de anoche puso en duda la fiabilidad de los datos que aportaba el presidente español, José Luis Rodríguez Zapatero, que "no hay otros registros europeos de medir el estado de nuestra economía".

Citó los de la Comisión Europea, que sitúan el crecimiento económico de España en cifras superiores a los del resto de países de la UE. "Hay gente a la que no le gustan los datos de organismos españoles", pero los de la Comisión Europea "prevén un crecimiento del 2,7% en 2008, mientras que para Francia la cifra es de 1,7%, la misma que para el Reino Unido".

Por ello, subrayó, "pasar de unas décimas de déficit (en 2004) a una situación de superávit del dos por ciento es un excelente aval de gestión". Recordó así mismo que cuando gobernaba el PP la tasa de paro estaba en el 11,5% y hoy es del 8,5%.

También significó que el mercado de trabajo en España "está más fuerte que nunca" para afrontar en condiciones el previsto "ajuste del sector inmobiliario".

"Estos éxitos", aseveró, "son fruto de todos, de la buena gestión del gobierno, pero también de sumar fuerzas en base al diálogo, con los representantes de los sindicatos y empresarios". Y reiteró: "En este escenario es más grave el catastrofismo que pretende impregnar (el PP), alentando el desánimo para que dejemos de consumir e invertir, y frenar la economía".

Evento relacionado: