Escrivá dice que la reforma de las pensiones en el Pacto de Toledo se retomará “próximamente”

Mecenas Asisa, Cabify y socio tecnológico Microsoft

- Asegura que ya ha pasado “el periodo más agudo” para las finanzas públicas españolas

 

4 de junio de 2020. El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, apuntó en ‘NEF Online’ que la reforma sobre el sistema de pensiones que se estaba abordando en la comisión parlamentaria del Pacto de Toledo y que se paralizó con la crisis del Covid-19 se retomará “próximamente” y se mostró “convencido” de que habrá acuerdo.

Así lo dijo en este acto informativo organizado por Nueva Economía Fórum, en el que afirmó estar “convencido” de que el “enorme consenso” que existe en el Pacto de Toledo sobre cómo resolver la financiación de las pensiones “va a culminar favorablemente”.
 
En este sentido, señaló la “ventaja” en España de tener ya fijada una edad de jubilación legal en 67 años, mientras otros países no han avanzado en este punto, y en su opinión, “mucho de lo que hay que hacer depende de incentivos positivos que se pueden establecer en las políticas de la Seguridad Social”. Así, indicó que el objetivo es acercar la edad efectiva de jubilación, algo por debajo de los 63 años en este momento, a la edad legal. “Si movemos la edad de jubilación en esa dirección, podemos abordarlo con mucha tranquilidad”, subrayó.
 
Al ser preguntado sobre si se plantea modificar las condiciones de acceso a la jubilación anticipada de los funcionarios, Escrivá respondió que no tiene “ningún plan en ese sentido”.
 
El ministro insistió en que las pensiones están garantizadas y que hay “mucha desinformación” en torno a ello. Explicó que los ajustes en las pensiones que se hicieron en otros países como Grecia, Portugal o Italia y la que se está planteando en Francia surge “de una estructura de pensiones distinta a la nuestra” y que España ya acometió “hace tiempo”.
 
“Esta crisis no tiene nada que ver con la crisis anterior”, sostuvo Escrivá, puntualizando que en la coyuntura anterior se produjo un “problema de sostenibilidad” de la deuda pública y las finanzas “muy generalizado” y se materializó en alzas de la prima de riesgo y bajadas de calificación para España.
 
En esta ocasión, el ministro relató que la economía española se está financiando a tipos de interés en el entorno del 0,6% a 10 años y negativos para deuda a menor plazo, que las agencias de rating no han hecho ninguna bajada de su calificación para España y que “hemos pasado ya el periodo más agudo”. Por ello, señaló que no entiende “de dónde vienen estas especulaciones” respecto a la garantía de las pensiones públicas.
 
Acto seguido dijo que la actual crisis “no modifica en ningún caso la situación estructural de las finanzas públicas españolas” y se percibe en el exterior como una situación pasajera con medidas de carácter temporal y “por eso estamos transitando por esta crisis sin particulares dificultades”.